El huracán Ayuso

  • por Roberto Mansilla Blanco
  • 04/05/2021
Propietario de la imagen: RTVE (España)

Reflexiones tras las elecciones madrileñas

¿Cómo se explica el arrase electoral de Isabel Díaz Ayuso en Madrid? ¿Estamos ante un nuevo fenómeno político capaz de liderar la derecha española? ¿Tiene Pedro Sánchez los días contados en La Moncloa? ¿Cómo queda ahora Pablo Iglesias tras este estruendoso fracaso?

Los resultados de las elecciones en la Comunidad de Madrid celebradas este 4 de mayo no dejan ningún lugar a dudas. Ayuso manda con firmeza mientras el maltrecho bloque de izquierdas no quiere dar crédito a este nuevo fenómeno político. Menospreciada por todos ellos, Ayuso ha dado una lección política a una izquierda miope y cínica, que necesita urgentemente una renovación. Hoy, las pautas del baile político las dicta Isabel Díaz Ayuso.

Los focos se ponen ahora no tanto hacia Pablo Iglesias, desacreditado políticamente, sino hacia Pedro Sánchez. El PSOE obtuvo su peor resultado histórico en Madrid. Le pisa los talones Más Madrid, que ahora se erige como posible faro de las izquierdas. Y VOX sube, como lo demostró en las pasadas elecciones catalanas.

Por otro lado, ¿cuál es la credibilidad de diarios simpatizantes de izquierdas que llegaron a catalogar la decisión de Pablo Iglesias de presentarse a las elecciones madrileñas como una "jugada inteligente"? ¿Cuál inteligencia? Iglesias ha quedado superado por el "huracán Ayuso" y ya se plantea su final político casi a las primeras de cambio, en plena cuarentena, que no de la pandemia sino de la edad. El hombre que en 2015 prometía "asaltar los cielos" ha sido devorado tras transitar por el infierno y ahora debe replantear su futuro.

El triunfo de Ayuso es también importante para el equilibrio político en un país tan fuertemente polarizado, incluso hasta la crispación, como lo es la España actual. Y este triunfo de Ayuso muy seguramente tuvo sello venezolano, con los aproximadamente 50.000 venezolanos facultados para votar en las elecciones madrileñas.

Ayuso lo vio claro desde un principio con su lema de campaña: "comunismo o libertad". Sabía muy bien lo que significaba la presencia de Iglesias para la comunidad venezolana que ha hecho de Madrid la "pequeña Caracas", lugar donde por cierto las malhabidas fortunas de los "bolichicos" siguen rampantes. Veremos si el gobierno de Ayuso y el apoyo de VOX signifiquen también un halo de justicia contra esas fortunas que han empobrecido a los venezolanos.

Con todo el arrase electoral de Ayuso, es difícil pronosticar una inmediata caída de Sánchez de La Moncloa. Aunque se incrementará la presión por parte de una oposición ahora renovada y fortalecida por el "huracán Ayuso".

Ya lo auguró la reelecta presidenta madrileña: "Pedro Sánchez tiene los días contados". Se intuyen presiones para un adelanto de las elecciones generales. Por ello, quien sabe si Madrid, en vez de la cacareada "tumba del fascismo" que pregonaba la izquierda en esta campaña, más bien lo termine siendo precisamente para esa izquierda y su "hipócrita y opulenta forma de gobernar", Ayuso dixit.